La medicina hiperbárica, entre otras enfermedades, sirve para ayudarte en el tratamiento diabetes. Ayuda a conseguir notables mejorías para la salud del paciente, que de otro modo no podría tener. Al ser considerada una enfermedad crónica, obliga a los pacientes a estar alerta ante posibles intervenciones. Es por ello que la medicina hiperbárica puede ayudar a mejorar la calidad de vida de las personas con diabetes.

La diabetes es la incapacidad del organismo de producir insulina. Esto hace que aumente la cantidad de glucosa en sangre, y puede producir daños en muchos sistemas del cuerpo. El tratamiento diabetes que te ofrecemos en Oxígeno Activo se realiza a través de cámaras hiperbáricas. Los niveles elevados de oxígeno alcanzados en dichas cámaras consiguen el efecto antiedema, detoxicante, vasoconstricción, la activación de la fagocitosis, neovascularización y la estimulación de producción de colágeno y fibroblastos.

El tratamiento diabetes es un método preventivo, adyuvante y curativo a las posibles complicaciones crónicas que se presentan a lo largo de la evolución de esta enfermedad.

Oxigenoterapia hiperbárica para la diabetes

Al entrar en una cámara hiperbárica, el paciente respira oxígeno al 100%. Esto acelerará la formación de nuevos vasos sanguíneos, mejorará la circulación, regulará el estrés oxidativo, estimulará la liberación y diferenciación de células madre y mejorará la respuesta del sistema inmunológico. Además de tener efecto antiinflamatorio y bactericida, para evitar la infección de heridas sin cicatrizar.

La medicina hiperbárica como tratamiento diabetes logra mejorar los síntomas del 90% de los afectados por pie diabético y cura totalmente las heridas de un 60% de los casos. Este porcentaje se eleva hasta el 80% si el tratamiento se inicia pronto y no se espera a que haya una herida o úlcera más importante.

Por lo tanto, podemos decir que la oxigenación de la cámara hiperbárica ayuda a:

 

  • Acortar el periodo de cicatrización debido a que estimula la formación de nuevos vasos sanguíneos.
  • Incrementa la efectividad de algunos antibióticos.
  • Destruye bacterias que viven en zonas de poca circulación sanguínea.
  • Estimula las defensas para detener la infección.

 

En pacientes con tratamiento diabetes, ayuda al control de la retinopatía ya que el oxígeno disminuye la formación de cristales de azúcar en la retina; y la neuropatía, mejora el estado de los tejidos dañados, reactiva la circulación y ataca las bacterias.

Llámanos 910 641 038 y te informaremos sobre los tratamientos para la diabetes. Disponemos del mejor equipo técnico de vanguardia para ayudarte a recuperar tu bienestar y mejorar tu salud.

SOLICITA INFORMACIÓN